¿Qué es el contouring?

El contouring es una tendencia de maquillaje muy utilizada en la actualidad. Pero puede ser que no sepas como aplicarlo o que es exactamente. El contouring consiste en resaltar las partes más favorecedoras de nuestro rostro y en ocultar o disimular las que menos nos gustan. En el post de hoy te explicamos paso a paso como conseguir esta tendencia de maquillaje y que productos necesitas para ello.

Para empezar y como dato curioso, el contouring se hizo famoso gracias a la celebrity Kim Kardashian quien comenzó a ser una de las primeras en utilizarlo con ayuda de sus maquilladores. Por ello ha sacado su propia línea de maquillaje KKW Beauty (Link) que entre otros productos destacan los que son empleados para el contouring.

contouring

Pasos para un buen contouring:

Preparación:

Para comenzar prepararemos nuestra piel según nuestra rutina diaria. Desmaquillamos la cara y aplicamos crema hidratante, serum o primer según nuestros gustos. Este paso es muy importante para lograr un resultado bonito y limpio.

Productos necesarios:

A continuación necesitamos correctores o bases de maquillajes. Necesitaremos una base de maquillaje de nuestro tono de piel o lo más parecido posible. También un corrector más claro y otro más oscuro de nuestro tono de piel. Según como queramos de marcado nuestro contouring utilizaremos un mayor contraste de tonos, es decir más claro o más oscuro.

Después utilizaremos una base de maquillaje o corrector más claro para resaltar nuestras partes más favorecedoras. Estas partes corresponden con las zonas altas de nuestro rostro que suelen estar iluminadas naturalmente por la luz, con el contouring intensificamos este efecto. Aplicaremos el corrector claro en la zona de las ojeras, puente de la nariz, parte del central de la frente y mentón. Por otro lado, utilizaremos el tono oscuro para disimular las zonas que menos nos gustan. Como las sienes, pómulos, aletas de la nariz y zona de la barbilla.

Según las formas de nuestro rostro y características propias estas zonas de aplicación pueden sufrir pequeñas modificaciones, pero generalmente se siguen el espacio anterior. Para las zonas que no tengan corrector claro u oscuro, aplicaremos la base de maquillaje de nuestro tono.

Paso final:

Por último y muy importante, comenzaremos a difuminar todo con pequeños toques. Nunca restregar el producto para no mezclar tonos. Podemos realizarlo con una brocha o con una esponjita algo húmeda. Cuando logremos el resultado deseado, sellamos todo con polvos traslúcidos. Si quieres aumentar este efecto, te recomendamos que en las zonas de corrector oscuro apliques un contorneadorbronzer, sobre los pómulos un iluminador o highlighter y como toque en las mejillas colorete o blush. Así lograras una piel perfecta con unos rasgos muy bonitos y favorecedores. Para finalizar te dejamos con una foto en la que se aprecia muy bien esta tendencia del contouring.

contouring

Espero que os haya gustado el post de hoy sobre el contouring y que os haya sido útil. Si tienes alguna pregunta no dudes en escribirnos. Un saludo y no te pierdas nuestra última entrada de maquillaje sobre los diferentes tipos de piel (Link).  Y si te gusta la moda no te pierdas mi blog personal Chic Nice & Cool.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: